Saltar al contenido →

Mi niño estuvo en guardería de SEDESOL

Algunas lo saben, mi hijo fue a una estancia infantil de SEDESOL, durante el periodo que estudiaba.

Él entró desde el año de edad, mi hijo desayunaba y comía ahí, siempre se resistió a tomar la siesta.

Pero saben, aunque pasaba horas ahí desde las 8:00 a las 16:00 él recuerda ese lugar con mucho cariño, y en diferentes ocasiones me pedía ir para saludar a sus maestras.

Dejar a un bebé cuando tienes que estudiar o trabajar no es una decisión fácil, créanme que visité varias estancias, y estoy de acuerdo en la parte en que estos lugares tienen que ser regulados e inspeccionados.

Durante mi recorrido para decidir por la mejor, me encontré con lugares con pocas medidas de seguridad con respecto a protección civil.

En algunas no me permitieron el acceso a las instalaciones en ningún horario.

Donde dejaba a mi hijo tenían circuito cerrado y en un horario en el que no había niños me dejaron ver las instalaciones.

Quién me lee sabe que he tenido muy mala experiencia con las escuelas, pero de la estancia de mi hijo no tengo quejas. Las maestras eran cariñosas y apoyaban a mi bebé.

Sin duda creo que hay corrupción en este tema, no comprendo aún cómo operaban las otras estancias en las que decidí no dejar a mi hijo.

Pero sinceramente no se me hace una solución simplemente darle el dinero a los papás, porque aunque estos lugares siguen en operaciones, eventualmente cerrarán.

Como mencioné, en una estancia de SEDESOL los niños desayunaban y comían ahí. Y visité otras estancias privadas en las que estos servicios costaban el doble o simplemente no existían, por el mismo periodo de tiempo en el que los niños estaban en una de SEDESOL.

La verdad me preocupa mucho porque conocí y conozco a muchas mamás a las que necesitan de estos lugares y yo también fui una de ellas y no me imagino la incertidumbre de pensar qué va a pasar y de que quizá este programa con el tiempo desaparezca.

Foto: Pixabay

Publicado en Opinión y Reflexión

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *